DERROTA DEL BM MORVEDRE EN GRAN CANARIA 32 – 24

En el primer partido de la segunda vuelta las valencianas caen ante el Rocasa Gran Canaria, uno de los aspirantes al título de la Liga Guerreras Iberdrola
La Liga Guerreras Iberdrola regresaba tras el Europeo de Balonmano y el clásico parón invernal. Volvía con un partido complicado para las de Montse Puche, en Telde (Gran Canaria), y pese a la derrota, el conjunto saguntino, con la garra y la ilusión por bandera, ha luchado hasta el final.


El partido empezaba con un Rocasa muy ordenado y sólido en defensa y con una gran velocidad y eficacia a la contra. Morvedre, sin embargo, no conseguía lanzar hasta pasado el minuto cinco. Comenzaba el Rocasa más enchufado el partido y su superioridad sobre el campo también se reflejaba en el luminoso. En el minuto 18 de juego las canarias alcanzaron la máxima diferencia en esta primera parte con un 11-05 en el marcador, y un marcador final de 16-10 al descanso.
Las saguntinas tras una primera parte remando a contracorriente, salieron en el segundo tiempo dispuestas a poner contra las cuerdas a Rocasa, como ya hicieran en su primer enfrentamiento de esta máxima categoría femenina (21-23).
Se palpaban las ganas de Morvedre de dar la vuelta al marcador, y cerca estuvieron las guerreras, ya que consiguieron un parcial de 0-5 en tan solo tres minutos. El luminoso lucia entonces un igualado 16-15.
Sin embargo, este espectacular arranque de las valencianas se quedó en un espejismo de lo que hubiera sido una bonita remontada. Las canarias subieron el ritmo y empezaron a incrementar la diferencia de goles desde el minuto cinco de la segunda parte hasta el final del encuentro.


Finalmente, el partido acababa con un 32-24. Diferencia que refleja a día de hoy la distancia entre ambos clubes, el canario que luchará por la disputa del título, y el BM Morvedré que deberá afrontar este año como una verdadera lucha para salvar la categoría.
A pesar de la derrota, el esfuerzo y la dedicación de BM Morvedre está fuera de toda duda. Un equipo que nunca se rinde y pelea cada partido hasta el pitido final. Hoy obligó a Rocasa a desplegar su mejor juego para ganar.